Capturaron en Brasil al represor de la ESMA que secuestró a Rodolfo Walsh

Capturaron en Brasil al represor de la ESMA que secuestró a Rodolfo Walsh

El ex prefecto y represor Gonzalo «Chispa» Sánchez quedó detenido este lunes por la tarde en Río de Janeiro. Está acusado de delitos de lesa humanidad, entre ellos de haber participado de los grupos de tareas de la Escuela Superior Mecánica de la Armada (ESMA) que secuestró al escritor y periodista Rodolfo Walsh durante la última dictadura cívico militar.

 

Sánchez, de 69 años, fue detenido por la Policía Federal brasileña en la ciudad de Paraty por una orden de captura del Supremo Tribunal Federal de Brasil para extraditarlo a la Argentina a raíz de sus cargos por delitos de lesa humanidad.

Se trata del primer caso de extradición por delitos de lesa humanidad del gobierno del presidente Jair Bolsonaro, quien reivindica a la dictadura militar de Brasil y recientemente elogió a los ex dictadores Alfredo Stroessner, de Paraguay, y Augusto Pinochet, de Chile.

 

En un comunicado, la Policía Federal de Brasil informó que Sánchez participaba también de los llamados vuelos de la muerte para lanzar al Río de la Plata y al océano Atlántico a secuestrados detenidos desaparecidos.

 

«El pedido de prisión preventiva para extradición fue formulado por la representación nacional de Interpol, con base en informaciones de las Alertas Rojas incluidas allí por las autoridades argentinas», indicó el comunicado oficial tras el arresto por delitos de lesa humanidad.

 

«Era uno de los tipos que más estaba en ‘Capucha’, el sector de le ESMA donde alojaban a los secuestrados que recién llegábamos. Siempre estaba con otro represor muy conocido, que era Antonio Pernías, a quien le decían ‘Rata», contó a Télam Carlos Loza, sobreviviente de ese centro clandestino de detención e integrante de la Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos (AEDD), que querella en varias causas de lesa humanidad.

 

Sánchez era, según los sobrevivientes, uno de los represores más jóvenes de la ESMA, y del temible Grupo de Tareas 3.3.2 de la Armada.

 

Testimonios de los sobrevivientes también lo ubicaban en la quinta de General Pacheco que fue una suerte de anexo del centro clandestino y donde fueron alojados varios detenidos.

 

El ex prefecto vestía siempre camisas a cuadros, trajes sports y lucía siempre «muy bronceado, lo que lo hacía más destacable entre el resto de los represores».

 

«Le gustaba hablar y jactarse de sus actos. Le contó a un grupo de secuestrados cómo era el método de eliminación que se había ideado con los vuelos de la muerte. Antes, nos contaba que los marinos quemaban a las víctimas, y que era un método que insumía mucho tiempo», señalo a Télam la periodista Myriam Lewin.

 

De acuerdo a lo que se desprende de la causa judicial, Sánchez integró el grupo operativo que emboscó a Walsh en 25 de marzo de 1977 en el barrio de San Cristóbal, donde el autor de «Operación Masacre» e integrante de la organización Montoneros cayó asesinado tras resistir con una pistola calibre 22 con la que hirió a uno de sus atacantes.

 

El cuerpo del escritor fue trasladado a la ESMA, lugar en el cual se presume que se lo incineró en terrenos adyacentes al Río de La Plata

 

 

Fuente: Minuto Uno